Palermo: brutal pelea con palos y sillas entre empleados de una heladería y vendedores ambulantes "borrachos"

"Pudimos darnos cuenta de que ya estaban borrachos, drogados y con actitud violenta", describió el encargado del comercio, quien aseguró que "todos los días pasa esto" en dicha zona.

Por Canal26

Viernes 1 de Marzo de 2024 - 19:20

Brutal pelea en una heladería de Palermo. Foto: captura de video. Brutal pelea en una heladería de Palermo. Foto: captura de video.

Una heladería de Palermo fue epicentro de una brutal pelea con palos y sillas entre empleados y un grupo de vendedores ambulantes borrachos.

El hecho sucedió en el comercio 'Donado', ubicado en el cruce de las calles Armenia y Soler, donde un grupo de jóvenes se acercó hasta el lugar y derramaron cerveza sobre las mesas y la vereda. Frente a esta situación, el encargado del local les pidió que dejen de hacerlo y que se vayan, pero la situación se salió de control.

Brutal pelea en una heladería de Palermo. Créditos: NA.

"Tenían botellas de cerveza y de champagne, y caminaban con una pizza en la mano, que seguro habían mangueado del local de al lado. Cuando nos encontramos con ellos, pudimos darnos cuenta de que ya estaban borrachos, drogados y con actitud violenta", describió el encargado.

Según su relato, y de lo que se obtiene de las cámaras de seguridad de la heladería, después de advertirles que no generen más problemas, uno de ellos entró al local y comenzó a insultarlo. "Tenía mucho resentimiento. Me tiró un frasco de alcohol que estaba sobre la barra y yo me defendí", expresó en diálogo con 'Telefé Noticias'.

Brutal pelea en una heladería de Palermo. Foto: captura de video. Brutal pelea en una heladería de Palermo. Foto: captura de video.

Tragedia en Bosques de Palermo

Te puede interesar:

Condenaron a seis años de prisión al conductor que atropelló y mató a una ciclista en los bosques de Palermo

Descontrol total

Luego de ello, todo se desmadró cuando uno de los agresores atacó al encargado, quién rápidamente agarró un palo y lo golpeó, por lo que cayó al piso. Acto seguido, su compañero ingresó al comercio y le arrojó un palo al delegado y al empleado.

"Lo sacamos de adentro del local y uno de ellos empezó a patear el vidrio hasta que lo rompió", manifestó el empleado.

Finalmente, el encargado concluyó resignado: "Todos los días pasa esto. La Policía no los mete presos. Y no se los lleva porque tiene que iniciar una causa, llamar a un juzgado, fiscalía, toda burocracia para que a los dos días estén afuera. Insisto en que esto pasa todos los días. Nos roban sillas y plantas. Nos robaron el herraje de la puerta a las cuatro de la mañana".

Notas relacionadas